Un disco duro sin cables y con batería para el móvil o el PC.


El modelo de 10 GB sale por 160 dólares, tiene el tamaño de una pastilla de jabón pero es en realidad un disco duro de 10 o 20 GB equipado con una batería interna y —aquí viene lo bueno- conexión WiFi y Bluetooth. Puede utilizarse como soporte externo de almacenamiento sin cables y sin necesidad de enchufar a la corriente. La idea de la compañía es que, por ejemplo, los móviles puedan acceder a su contenido de forma inalámbrica, una suerte de almacenamiento personal siempre disponible y que, en caso de falta de batería, siempre se puede conectar al modo tradicional, es decir, mediante USB. Es discreta, cabe en el bolsillo y está bien diseñada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.